Formulas vertebrales de los animales domesticos

  • por
Formulas vertebrales de los animales domesticos

Fórmula vertebral del cerdo

El armadillo de nueve bandas (Dasypus novemcinctus) pertenece al orden Xenarthra con una amplia distribución geográfica en América. Los xenartros son los que presentan una mayor variación del número de vértebras toracolumbares dentro de la clase Mammalia.

El objetivo de estos resultados parciales es reportar la descripción del número de vértebras del armadillo de nueve bandas utilizando la radiografía, la tomografía computarizada (Cl) y la anatomía macroscópica para proporcionar datos en cuanto a la normalidad.

Veinte armadillos de nueve bandas fueron sometidos a radiografías (DR-F; GE Health Care Unit, Brasil) y tomografías computarizadas (SCT-7800 TC; Shimadzu, Kyoto, Japón) para la evaluación de las estructuras osteoarticulares del esqueleto axial, siendo cuatro animales vivos y dieciséis cadáveres. Las imágenes radiográficas y de TC se compararon con dos modelos anatómicos óseos del esqueleto axial de los cadáveres de armadillo de nueve bandas.

El número de vértebras obtenido para el Dasypus novemcinctus fue de 7 cervicales, que están fusionadas de la segunda a la cuarta vértebra en el adulto; 10 torácicas, que pueden dividirse en torácicas craneales de la T1 a la T6 y torácicas caudales de la T7 a la T10 porque estas últimas presentan procesos mamilares prominentes; 5 lumbares; 9 vértebras que forman el sinacro, que incluyen 8 vértebras con características sacras y una vértebra con características caudales que están fusionadas en el adulto; y de 20 a 27 vértebras caudales libres (Figura 1).

Fórmula vertebral del caballo

La técnica radiográfica desempeña un papel fundamental en la radiografía de la columna vertebral.1 Con frecuencia se obtiene información subóptima cuando el posicionamiento es inexacto, no se realizan imágenes centradas múltiples y las imágenes no tienen una resolución espacial adecuada. La contención química es necesaria para un posicionamiento preciso y debe emplearse a menos que lo prohíba el estado del paciente. La información técnica relativa a la radiografía de la columna vertebral se trata en detalle en el capítulo 7.

Una vértebra está formada por el cuerpo, también denominado centrum, y el arco vertebral (Fig. 11-1).1,2 El arco vertebral se compone de los pedículos y láminas derecho e izquierdo emparejados y la apófisis espinosa no emparejada. El arco vertebral limita el canal vertebral, que alberga la médula espinal. Las apófisis articulares de la lámina forman las articulaciones sinoviales a lo largo del dorso de la columna vertebral (Fig. 11-2). Las articulaciones de las apófisis articulares son articulaciones diartrodiales (sinoviales), ya que están compuestas por apófisis articulares cubiertas de cartílago articular, una membrana sinovial y líquido sinovial. Proporcionan la estabilización mecánica dorsal de la columna vertebral.

Columna vertebral del perro

La médula espinal y las raíces espinales están envueltas por meninges y alojadas dentro del canal vertebral. El espacio epidural, situado entre la pared del canal vertebral y la duramadre espinal, contiene una cantidad variable de grasa. Dentro de la duramadre, la médula espinal está suspendida por ligamentos denticulados bilaterales y rodeada por un espacio subaracnoideo lleno de líquido cefalorraquídeo. Las raíces espinales dorsales y ventrales se unen para formar los nervios espinales que salen del canal vertebral en los agujeros intervertebrales. Un agujero intervertebral está formado por vértebras adyacentes y por el disco intervertebral que une las vértebras.

Dado que los nervios espinales salen del canal vertebral en los forámenes intervertebrales nominalmente correspondientes, las raíces espinales deben alargarse cuando los segmentos de la médula espinal se desplazan cranealmente. El término cauda equina (cola de caballo) se refiere a las raíces espinales que se extienden caudalmente hasta los agujeros intervertebrales en el sacro y la cola. Los daños en la cauda equina afectan a las vísceras pélvicas y a la cola. La anestesia epidural de la cauda equina (poner anestesia en el espacio epidural para bloquear la conducción en las raíces espinales) es un procedimiento obstétrico común en el ganado.

Fórmula vertebral de las ovejas

IntroducciónEl número de vértebras es un rasgo fenotípico con altas estimaciones de heredabilidad de 0,60 a 0,62 en los cerdos domésticos [1], [2]. Las vértebras porcinas constan de fórmulas morfológicamente diferenciadas: vértebras cervicales, torácicas, lumbares, sacras y caudales. El número de vértebras cervicales y sacras está siempre fijado en 7 y 4, excepto en raros casos en los cerdos [3], [4] como en otros mamíferos, mostrando una evidencia de restricción evolutiva [5]. En cambio, el número de vértebras torácicas y lumbares varía considerablemente en los cerdos. Los jabalíes, antepasados de los cerdos domésticos, tienen uniformemente 19 vértebras torácicas y lumbares. La mayoría de las razas autóctonas chinas presentan 19 o 20 vértebras toracolumbares [6]. En comparación, las razas modernas occidentales, como el Duroc, el Landrace y el Large White, tienen más fórmulas vertebrales toracolumbares (n = 21-23) [1]. El aumento del número de vértebras se debe probablemente a la intensa selección a largo plazo sobre el aumento de tamaño en estas razas.

El número de vértebras es un rasgo económicamente importante en los cerdos, ya que está asociado con el tamaño del cuerpo y la longitud de la canal. Se ha estimado que una vértebra extra puede ampliar la longitud de la canal en unos 80 mm [3]. Por lo tanto, descifrar la base genética de la variación del número de vértebras en el cerdo no sólo mejorará nuestra comprensión de la biología del desarrollo vertebral en los mamíferos, sino que también beneficiará a la cría selectiva para obtener un mayor tamaño corporal en la industria porcina.